Lyoness sigue marcando tendencias

En estos días casi todas las empresas algo más grandes y por lo tanto importantes ofrecen a sus clientes alguna especie de tarjeta de cliente habitual con ventajas diversas y a menudo también con descuento en forma de vales, puntos o regalos para clientes fieles.


Si al principio casi solo era posible comprar vales de compra, ahora los negocios asociados a la comunidad de compras de Lyoness aceptan pago en efectivo y con la presentación de la Cashback Card se abona inmediatamente el descuento de hasta el 2 % del importe total de la compra en la cuenta de reembolso. O sea se recibe en los negocios asociados un descuento que no se descuenta del importe a pagar sino el valor es abonado en una cuenta. Este modo de proceder no solo funciona en tiendas sino en cada tipo de negocios tal como de hostelería, gastronomía y cada clase de servicios y no está limitado a los negocios tradicionales sino funciona igualmente en los negocios virtuales del internet.


Claro que una tarjeta Cashback Card es una forma de fidelización de clientes. Cada comerciante está interesado en la fidelidad de sus clientes y por lo tanto presta sus mejores servicios. Consumidores contentos fácilmente se convierten en clientes habituales. Casi todos los grandes almacenes y superficies ofrecen en la actualidad “clubs” y los miembros de estos clubs se pueden beneficiar de algunas acciones especiales o precios reducidos. Esta oferta está muy bien en caso de ir a comprar a cierto sitio de forma habitual aunque siempre conviene comparar precios de los demás establecimientos.


Una desventaja también es que cada empresa tiene su propio sistema de descuentos u otra tarjeta de cashback. Y desgraciadamente la ventaja normalmente no suele hacerse notar en dinero sino en regalos o vales.


Conviene mucho más afiliarse a una comunidad de compras de gran renombre con una gran cartera de negocios asociados. De esta forma resulta mucho más rápido reunir descuentos y en caso de la comunidad de compras de Lyoness estos descuentos se hacen notar inmediatamente ya que se abonan en seguida en dinero efectivo en una cuenta de reembolso.


Ya se sabe que la empresa Lyoness suele marcar tendencias y también en este año no está desengañando a sus seguidores. Aparte de presentarse con su nueva página web de identidad corporativa internacional también está a la vuelta de esquina la salida oficial de la nueva Lyoness MasterCard. Esta nueva tarjeta nació de la unión de la empresa norteamericana MasterCard y de la compañía austriaca Lyoness. Ya en el próximo mes de noviembre de 2014 los primeros afiliados a esta comunidad de compras pueden pagar con la nueva tarjeta de crédito prepago MasterCard que a la vez sirve de tarjeta Cashback garantizando el descuento habitual a sus afiliados.

Autor: María Jimenez