Bombillo - Ahorrar electricidad en casa.
Ahorrar electricidad en nuestros hogares nos ahorra dinero y contribuye al medio ambiente.

¿Cómo te va? Ahorrar electricidad es beneficioso para tu economía, pero también para cuidar al ambiente. Es un ganar-ganar que no debería pasar por alto. En este artículo queremos darte 8 tips sobre cómo ahorrar electricidad en casa, para que de ahora en adelante tu factura no sea tan costosa y contribuyas con el cuidado del planeta, ¡Empecemos!

¿Cómo puedes ahorrar electricidad en casa eficientemente?

Muchos de los siguientes consejos son prácticos, por lo que tú mismo y tu familia pueden comenzar a aplicarlos desde hoy. A continuación los 8 consejos:

Usa bombillas de bajo consumo

Reemplazar las bombillas halógenas o incandescentes de tu hogar por bombillas de bajo consumo como las LED es una excelente manera de comenzar a ahorrar electricidad en casa. Sí, pueden ser un poco más costosas, pero tienen mejores beneficios:

  • Te permiten ahorrar entre 80 y 90% en electricidad.
  • Su vida útil es 30 veces más duradera que las incandescentes y 15 veces más que las halógenas.
  • La iluminación es más cómoda en interiores.

Apaga las luces cuando no estés usándolas

Aunque hayas sustituido todas las bombillas de tu casa por las LED, de igual forma es súper aconsejado que las apagues en los espacios donde no estés usándolas. Aunque sean de bajo consumo, siguen representando un consumo de energía que te gustaría ahorrarte en la factura a final del mes, ¿No crees? Además, de esta forma les das un uso óptimo para su vida útil.

No dejes los electrodomésticos y equipos en modo Stand By

Aunque no lo parezca o no lo creas, los equipos en modo Stand By siguen consumiendo energía eléctrica. Están apagados, pero siguen recibiendo energía. Ejemplos de estos son: El TV, la computadora de mesa, la cafetera, el microondas, el sistema de música, entre muchísimos otros. Al hacerlo puedes ahorrar un 7% de energía eléctrica.

Lo mejor es desconectarlos cuando dejes de usarlos. Es más, si tienes varios equipos así en un solo lugar, puedes usar una regleta; con desconectar la regleta te habrás encargado de varios a la vez. También puedes adquirir enchufes inteligentes porque son programables, pero son caros; la decisión estaría en ti.

Desconecta tus dispositivos una vez que estén cargados

En smartphones, tablets y laptops modernas, el flujo de electricidad hacia la batería es cortado por ésta cuando llega al 100%. Sin embargo, cuando vuelva a bajar de carga retornará el flujo de energía hasta volver a subir a 100. Este consumo extra, aunque mínimo, nos lo podemos evitar para ahorrar energía eléctrica con solo desconectarlos tan pronto estén cargados.

 Puedes ver los 5 consejos para cuidar la batería de tu celular y 7 tips para cuidar la de tu laptop.

Realiza un mantenimiento periódico de tus equipos

Cuando un equipo, como el aire acondicionado, la nevera o un ventilador, se encuentra sucio o con algún inconveniente en su funcionamiento, tenderá a consumir mayor energía eléctrica para funcionar mejor. Aunado a eso, el equipo en sí mismo comenzaría a deteriorarse si no se trata rápidamente.

Es importante que realices mantenimientos periódicos, como la inspección y lavado de los filtros del aire acondicionado y las aspas de los ventiladores (en caso de que tengas y los uses). Con el mantenimiento podrás ahorrar energía y tener tus equipos en buen estado.

Usa la nevera óptimamente

Aunque no puedes desconectar tu nevera, puedes y debes usarla adecuadamente. Para ahorrar electricidad en casa debes evitar abrirla muchas veces al día.

Cada vez que lo haces una parte del frío generado se escapa, haciendo que deba trabajar más para compensar la pérdida. Asimismo, esto también puede traer fallas en la nevera más adelante. Lo mejor es que, antes de abrirla, sepas exactamente qué buscarás dentro y dónde estará.

Si tienes cocina eléctrica tapa las ollas al cocinar

Mientras más rápido puedas cocinar tus comidas, menos energía eléctrica consumirás. Y la forma de acelerar esto sin tener que aumentar al máximo la potencia de la cocina (mayor consumo energético) es tapando las ollas. Por otro lado, cuando a tus alimentos les falte poco tiempo para estar listos, puedes apagar la cocina y dejar que se terminen de cocinar con el calor que permanece en la olla.

En lo posible aprovecha la luz natural

Y finalmente, nada como usar la luz natural siempre que sea posible. Las ventanas, las puertas y el tragaluz son excelentes fuentes de iluminación solar que puedes aprovechar si está en tus posibilidades.

¡Y eso es todo! Con esos tips sobre cómo ahorrar electricidad en casa ya puedes comenzar a mejorar el consumo energético de tu vivienda y a percibir una factura de luz menos elevada que antes. Aquí puedes consultar algunos otros. Pero cuéntanos, ¿Cuáles consejos comenzarás a seguir? ¡Nos vemos en el siguiente post!