Amor no es el estado natural en nuestras vidas, sino más bien egoísmo e indiferencia. El amor no se produce por ceremonias, ni tampoco por deséos imaginarios y no puede ser comprado con dinero. El amor de ayer no me  →