1. Compra sólo acciones de las cuáles hayan análisis o estudios actualizados. Nunca compres un dato «caliente» , sin tener suficiente información. 2. Vende las acciones al instante, si éstas no reaccionan como lo esperado. 3. No te pongas ni  →